Salvador Rodríguez Ojaos es pedagogo y autor del blog de reflexión educativa El Blog de Salvaroj. Acaba de publicar su primer libro: La educación que deja huella

En tu blog hablas del cambio en la educación. ¿Cuál es para ti el objetivo principal de la educación?
La educación debe preparar a las personas para la vida, para que sean capaces de enfrentarse a los retos y desafíos que se le irán planteando a lo largo de su existencia. Por tanto, debe dotarles de los conocimientos, los valores, las destrezas, las habilidades… que les permitan tener una vida plena, es decir, que participen activamente de la sociedad, que tengan independencia económica, que puedan desarrollar sus talentos, etc.

En tu blog encontramos reflexiones sobre educación en tiempos de crisis. Como dice El blog de Salvaroj: ¿realmente la educación está en crisis?

Me gusta pensar que el estado de “crisis” es el estado natural de la educación. Entiendo que la educación es un proceso inalcanzable del todo, que se aprende desde la cuna hasta la tumba, que es un proceso en permanente movimiento. La educación no puede ser algo inmutable.

“La educación debe adaptarse continuamente a la sociedad líquida en la que vivimos, a los cada vez más rápidos cambios científicos y tecnológicos, solo así cumplirá con su función de formar para la vida.”


¿Cómo se tienen que adaptar los profesores al cambio? ¿Cuál crees que es la importancia de mantenerse actualizado como profesor?

Para responder a esta pregunta me gusta citar una cita de Nuccio Ordine: “A menudo se olvida que un buen profesor es ante todo un infatigable estudiante”. Un profesor debe estar siempre atento a las necesidades y características de sus alumnos, como individuos y como grupo. En este sentido, debe buscar siempre las respuestas adecuadas a las situaciones a las que debe enfrentarse y eso implica estar en permanente actualización, formándose continuamente.


¿Hay algo de tu experiencia personal o profesional que sea significativo para tu experiencia como formador o profesor?

“Siempre he estado convencido de que solo se puede aprender significativamente cuando uno es el protagonista de su proceso de aprendizaje. “

Siempre explico que mi experiencia como entrenador de atletismo me ha permitido entender que la labor docente consiste en orientar, guiar, ayudar al alumno; pero que en realidad es él o ella quien habrá de enfrentarse por sí mismo a los desafíos presentes y futuros.

¿Qué tendencias se perciben en el futuro de la educación? ¿Cómo imaginas el aula en los próximos cinco años tras los avances tecnológicos que se pueden producir?

El futuro inmediato de la educación pasa por la implementación en las aulas de metodologías inductivas que faciliten que el alumno sea creador de conocimiento. El aprendizaje será personalizado: lo que los alumnos aprendan en las escuelas será significativo para ello, tendrá en cuenta sus intereses. La tecnología puede y debe facilitar ese proceso.
Me imagino las aulas del futuro inmediato como una comunidad de aprendizaje, con un diseño distinto que permita espacios para trabajar individualmente y de forma colaborativa. Me imagino una escuela donde el deseo de aprender y la curiosidad de los alumnos son el combustible que les lleva al aprendizaje.

 

Descubre Additio App

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *